segunda-feira, novembro 21, 2005

Os aviões com prisioneiros que ninguém encontra



Segundo o El Pais, também na Argentina os prisioneiros eram "transferidos" em voos de que ninguém regressava. Eram simplesmente atirados ao mar!
Ida Adad, fue secuestrada en agosto de 1979 y trasladada a la ESMA, donde se le tomó una fotografía en la que aparece seria, frágil y con los cordones de los zapatos desatados. Sus captores la arrojaron al mar desde un avión en abril de 1980. En ese mismo año Graciela Estela Alberti permanecía detenida en la planta superior del edificio, en un lugar conocido como la capucha, donde los prisioneros vivían literalmente encajonados y sólo abandonaban para ser sometidos a tortura o para iniciar esos viajes sin retorno a los que eufemísticamente se les llamaba traslados. Graciela fue retratada con las huellas de la crueldad en el rostro. Es la última imagen que se tiene de ella. Fernando Brodsky, un joven de 22 años detenido el 14 de agosto de 1979 y del que no se supo más desde febrero de 1980, también mira a la cámara con los ojos entreabiertos por los golpes.

Afinal estes recentes voos, que transferem prisioneiros de um lado para o outro, e não chegam a lado algum, o que é que têm em comum com as práticas de outros torcionários ?
Quando é que vamos conhecer a verdade?

2 comentários:

mdferreira disse...

Andam faunos à solta, é bom dar-lhes caça urgentemente; senão,à primeira oportunidade são eles que se ocupam de eliminar os cordeiros.

Grand Vizir disse...

Não foram os generais argentinos que tiveram o apoio da CIA ?